Convivencia pequeñines Madrid

A partir de las 11 empezaron a llegar todos los niños. Vinieron poco a poco, todos con sus boinas y ganas de pasárselo bien. Cuando ya estábamos todos, después de un ratillo de ponerse al día con los demás, Idoya nos explicó en una charla muy interesante y entretenida el origen del carlismo.

 

Después de comer hicimos un Belén con cartulinas y las figuritas que habíamos dibujado. Lo colgamos en la pared del comedor, y cuando rezábamos el Santo Rosario o antes de acostarnos lo hacíamos delante del Belén. Más tarde estuvimos jugando a varios juegos en el jardín de la casa. Que por cierto, la casa estaba muy bien: contaba con una buena cocina, una acogedora sala de estar, un pequeño oratorio, el jardín muy grande….

 

Hasta la cena pasamos un buen rato con las guitarras cantando canciones carlistas y villancicos, y Edu les explicó a los peques el valor y la importancia de la Sagrada Familia. Después de cenar contamos con el fantabuloso Magic Mike, que preparó una actuación de magia que nos dejó a todos boquiabiertos. Enseguida nos fuimos a la cama, que el cansancio ya empezaba a hacer mella tras un día tan completo.

 

A la mañana siguiente, después del desayuno, tuvimos una actividad preparada por Carlos. Los niños personalizaron sus propios cohetes hechos con botellas de cocacola, y después los hicimos volar lo más alto posible con ayuda de un poco de agua y aire a presión. Hubo algún que otro incidente con algún cohete desviado, pero todo fue muy divertido.

 

La convivencia ya iba llegando a su fin, y para acabar bien Carlos nos explicó que es el carlismo actualmente, y que tenemos que hacer nosotros en nuestro día a día para ser unos buenos pelayos y margaritas comprometidos con la Causa.

 

Después de comer ya tuvimos que empezar a recoger y limpiar para irnos, y las caras de todos reflejaban un: que pena que acabe ya, se ha pasado volando... La verdad es que nos lo hemos pasado muy bien, hemos aprendido cosas nuevas, seguimos formándonos como buenos carlistas, a los niños se les ve muy contentos y con ganas de más… Por lo que os animamos a que sigáis viniendo a las excursiones y demás planes y que invitéis a muchos amigos para que conozcan más de cerca el carlismo.

 

 

Un abrazo en Cristo Rey